Éxtimo presente

La muestra

Este proyecto brota de una crítica profunda al modelo cosmológico, heredado de la modernidad, que presupone a la cultura sobre la naturaleza, ejerciendo ante ésta una relación de violencia. Hoy la crisis sanitaria devela múltiples causas, entre ellas la crisis climática, por lo que el cuidado del medioambiente se vuelve una necesidad epidemiológica.
Entre tanta distopía, esta es mi visión de un futuro deseable desde la ansiedad de un presente en transición. Deseo que puedan coexistir diferentes realidades y sobreponerse de manera no jerárquica. La traducción visual de mi deseo, son estas “Imágenes Multifocales” en las cuales se superponen diferentes planos y cada persona elige en donde hacer foco.
Como artista visual contemporáneo podría haber elegido un museo de arte para presentar este trabajo, sin embargo, escogí el Museo de Antropología de la UNC porque mi obra habla de un presente que nos está atravesando y creo que en este Museo ha sabido disminuir al mínimo el “delay” entre lo que sucede en la sociedad y lo que incorpora como institución.

Somos seres perforados por el sol

¿Cuál es el modo de existencia de los seres transparentes? ¿Cuáles son las relaciones que proponen aquellas existencias que hacen de la superposición un espacio inevitablemente vital? Superposición como una mezcla traslúcidamente viva. Las imágenes de Éxtimo Presente reclaman a sus sombras como condiciones para la existencia; penumbras que dibujan los rastros de las hojas vegetales que se interpusieron entre el sol. Su existencia es transparencia. Leé el texto completo aquí

Francisco Pazzarelli
Doctor en Ciencias Antropológicas
Docente e Investigador
IDACOR /Conicet – Museo de Antropología/UNC

La obra

Para la realización de estas obras se ha utilizado una técnica artesanal llamada fotografía fotosintética, que reproduce imágenes en hojas o hierbas, aprovechando las propiedades fotosintéticas de los pigmentos, principalmente la clorofila verde. Trabajar con esta técnica es dialogar con el ecosistema, es adaptarse al tiempo natural, es entender las energías vivas y asumir la responsabilidad de tener a una planta como aliada.
La Colocasia Esculenta es originaria de Asia, cultivada en diversas partes del mundo por el valor nutricional de los tubérculos y para su uso ornamental. Integro esta especie porque el tamaño de la hoja y sus tonos de verde se adecúan a mi búsqueda artística, sin embargo, esta técnica puede ser realizada en conjunto a una amplia variedad de especies. La hoja tiene capacidad de incidir sobre la obra de manera casi autónoma. Sus reacciones dependen de la estación del año, la incidencia de rayos UV, la humedad, la luna y hasta el humor de la planta.
   

Video performance

La video performance, que fue pensada para ocupar la fachada del museo como único lugar posible por las condiciones sanitarias actuales, corresponde a un momento anterior. De estxs cuerpxs danzantes surgen las matrices que filtran el sol para generar imágenes sobre las hojas.

 

Proyección

Proyección del video performance sobre la fachada del Museo de Antropología.

 

Artista de la muestra

Rapainú (Córdoba, 1990). Artista visual. Formado en integración regional y desarrollo sustentable, en innovación política y en gobierno abierto. Activista territorial y promotor de la gobernanza colaborativa en áreas protegidas. Desarrolló proyectos artísticos y de conservación ambiental en Argentina, Bolivia, Costa Rica, Guatemala y Cuba. Ha realizado residencias artísticas en Argentina y en el exterior. Fue beneficiado con diversas becas, entre ellas, la beca de creación 2019 del Fondo Nacional de las Artes.

 @soyrapainu

 

Agradecimientos

  • Al espacio y la curaduría multidisciplinaria del Museo de Antropología de la Facultad de Filosofía y Humanidades de la UNC.
  • Al Fondo Nacional de las Artes.
  • A la Fundación Global Shapers.
  • A las performers Romina Martelotto, Ana Paula Quevedo y Anabel Javiel Molina.
  • Al restaurante Solutto Bar & Resto.
  • A familia y amigxs por el acompañamiento en el largo proceso de trabajo.